domingo, 8 de abril de 2018


Con gran cariño a uno de los tantos olivados de la Escuela Mexicana


He pasado casi toda mi vida viviendo dentro y fuera de la Escuela Mexicana de Pintura y Escultura, en casa me enseñaron a entender y degustar a todos estos grandes maestro que se dieron cita recién inaugurado el pasado siglo XX.








Mi abuelo, que había crecido en Texas ingreso a la Escuela al Aire Libre de Coyoacán en 1922, aquella que dirigía Alfredo Ramos Martínez, es ahí donde Federico Cantú Y Luis Ortiz Monasterio inician una amistad a prueba de egos y visiones estéticas. Primeramente y en un breve respiro de la década que pasara Cantú en Montparnasse 1924-1934  , el joven matrimonio Monasterio : Anita y Luis y el matrimonio Cantú: Federico y Luz , ambos viven la emoción de la juventud viviendo en Los Ángeles California entre 1928-1930 .
Como es de esperarse la depresión del 1929 cambiara el curso y las metas de ambos,
por ello Federico regresa en 1930 a Paris y los Monasterio a México.
Ya en 1934 ambos vuelven a coincidir exponiendo y vendiendo su obra en la GAM que por supuesto junto con Alberto Misrachi ayudaron a formar las colecciones de pintura y escultura mexicana mas importantes de los Estados Unidos ,en esa misma década Cantú decide instalar su atelier en Nueva York ( 1938-1941 ) a pesar de invitar a Monasterio a seguir la aventura, ellos solo seguirían en contacto por correspondencia.

En 1943 ambos dos fueron maestros fundadores de la Esmeralda y el Salón de la Plástica Mexicana. Es en esta época cuando Monasterio recibe por encargo
El desarrollar el Monumento a la madre mismo que le costo sangre sudor y lagrimas
Ahora sumamente dañada por el sismo de septiembre del 2017
Las aventuras monumnetales de ambos se cresaran en 1958 cuando Federico invita a Luis a formar parte de los maestros que legaran la estética del IMSS.



Si bien yo nací con la vocación del coleccionismo, es en 1989 con la muerte de mi  abuelo Federico Cantú, cuando como albacea de la Sucesión Testamentaria  Cantú Garza, mi vida toma un giro, al grado de incorporar dentro de dicha tarea , el análisis de las obras , la curaduría , la promoción , la restauración  y el análisis histórico de las mismas.


El Sentido del Coleccionismo ...
"Finalmente descubrí el objetivo de mi vida, el objetivo hacia el que se dirigirán todos mis pensamientos, esfuerzos y sentimientos. Y esa estrella que brilla ante mis ojos, en la noche de un mundo agitado y cambiante, esa estrella solitaria, lejana y tranquila, es Arte ".
“Joseph Mueller, fundador de una dinastía de coleccionistas de arte.”

También en  1989 Luis Ortiz Monasterio  paso a formar parte de mi interés, no solo por la belleza estética de su obra, sino que, el que fuera su Estudio de Escultura  se incluía dentro de los inmuebles de la sucesión testamentaria de Cantú

Casi una década despues Anita Monasterio se acerco a mi para pedirme asesoría en torno a cómo manejar el acerbo de Monasterio y de paso ver la manera de recupera el archivo personal de Monasterio y que por diversas cuestiones  se encontraba en el limbo jurisdiccional lo mismo que dos grupos de obras escultóricas .
Para  fortuna de ella, logre la recuperación de estos acerbos , pero apenas unos años despues, me toco recupera casi el acerbo total del legado Monasterio.



¡Que buen responsabilidad es poseer parte de la historia de nuestra nación!

Con todos estos antecedentes hoy, sumo mi experiencia a la recuperación de la obra Monumental de este gran maestro del pasado siglo.



Datos relevantes para analizar.

El proyecto del Monumento a la Madre,  es la conclusión de lo antes vivido por el artista .  Arquitectónicamente hablando, esta obra esta  basada en la obra del Arquitecto Pani. Mismo que solicitaría de Monasterio la serie de relieves que conforman el frontón de la Escuela Nacional de Maestros . Con esa disposición armónica , Monasterio decidió clocar como elemento central a la maternidad  y a sus constados, dos figuras que representa: La alimentación incluido el  concepto prehispánico del Maíz como elemento central de nuestra cultura y la educación representada por el libro .


Con el desarrollo de la edificación de la obra arquitectónica y escultórica
La visión conceptual de la idea creativa de Monasterio fue dando un giro en trono a la figura central que seria una ligera metamorfosis.  Si bien ,el vestuario fue respetado casi a cabalidad  desde la presentación de la primera maqueta ,  en la segunda  el centro se altero, cambiando la posición del niño ,que primeramente se presentaba de espaldas.  Consecuentemente al colocar de frente al niño la posición de las manos cambio junto con la caída del reboso,  que se teje entre los brazos de la madre y  a manera simétrica, decidió el artista desaparecer los alcatraces de la maternidad.  
También modifico el diseño de el trenzado, como también  la síntesis estética del peinado.
Lo mismo y basándose en una tercer maqueta, trazo una estética DECO, en lo que se refiere a la estética  figurativa del rostro de madre e hijo, de paso eso se reflejara en el trazo de los pies  de ambas figuras.



Con la idea de mostrar la trayectoria escultórica  de la obra Monumental de Monasterio, en 2016 y con la idea de presentar una nueva visión curatorial de la obra de Monasterio en el Salón de la Plástica Mexicana,  trabajamos una serie de fotografías de algunos detalles de lo que fue dicho monumento , estas fotografías que ahora incluimos a manera de detalles constructivos, sin duda ayudaran a entender mejor aun el desarrollo que de seguro ayudara a la pronta restauración, esperando que esta sea lo mas allegada a la obra hoy desaparecida





Para la Colección de Arte Cantú Y de Teresa es un compromiso el legado del Arte
Por ello cada año compartimos nuestro acerbo en diversos foros, fomentando el desarrollo de nuevas publicaciones, nacionales e internacionales y hoy el tema Monasterio no es la excepción.


Adolfo Cantú

Archivo documental Federico Cantú
Textos Adolfo Cantú
Colección Cantú Y de Teresa
Copyright © 1989-2018
FCG Copyright ©
CYDT Copyright ©








jueves, 15 de marzo de 2018

Terremotos en el Arte por Adolfo Cantú

Dice la leyenda que en 1957 un fuerte temblor tumbo el Ángel de la Independencia
Fue en ese mismo momento cuando una sección del edificio del IMSS Reforma se venia abajo junto con dos murales de Cantú , muchos años despues apareció una gran caja en la azotea del IMSS
Que contenía uno de esos dos murales “ Maternidad Yacente” que Federico Cantú pintara al fresco , por fortuna el ultimo trimestre del 2017 inauguramos una gran muestra en el lobby de Reforma donde pudimos admirar dicha obra , ahora toca el turno a “Las Enseñanzas de Quetzalcóatl” obra que quedo sepultada en el sismo del 57 y que ahora mostramos en la exposición de Indigenismo en el Salón
En el sismo de 1985 se vino abajo la sección de pediatría del Centro Medico 
Y con ello el mural dedicado a Quetzalcóatl que Federico tratara a la manera de relieve monumental , fue gracias a el manotazo de Miguel de la Madrid que durante dos años se trabajo en el restauro.
En 2003 no requerimos de sismo alguno, simplemente el descuido trajo abajo
el relieve monumental que Federico Cantú trabajara a principios de 1962 en la carretera de Linares NL
En 2016 nos dimos a la tarea de coordinar junto con CENCROPAM el restauro del mural de Pinacoteca Virreinal , ahí sin necesidad de temblor el brillante Marcelo mando ejecutar un nuevo piso para la alameda pero con pendiente directa a el Mural! 
Mismo que borro toda la parte baja del mural y que gracias a el estarcido pudimos recuperar a la manera de meso-fresco.
Ya en el siglo XXI se perdería otra versión mural que Cantú pintara en 1949 en la Residencia Coquet y que ahora solo sobrevive un proyecto y un lienzo en el Museo de Los Ángeles California

El Monumento a la Madre
“En el pasado sismo de 2017 también se vino abajo el monumento a la Madre , de Luis Ortiz Monasterio”
Evidentemente Monasterio vivio dos de los grandes terremotos que azotaron la ciudad de México el de los 50s y el de los 80s , en ambos dos su obra salió abante , y de paso lo presumía con mucho orgullo y mas aun cuando en 1985 el edificio en centro Medico que albergaba la obra mural de Cantú quedo destruido , sin embargo las dos grandes columnas que forjara Monasterio quedaron intactas y que en mucho comulgaban con el concepto estructural de fracciones de piedra unidos a manera de columna al igual que le monumento a la Madre , cualquiera que haya sido la razón esta vez el monumento se desplomo con el vaivén del temblor reduciéndose en fragmentos de piedra , hoy en dia no ha pasado nada simplemente parece que “Los de Cultura” no ven ni escuchan nada  
Hace apenas tres años mostramos en una breve pero memorable exposición esculturas inéditas de Monasterio y este año volvemos a tener presencia de esta obra en la exposición Indigenismo mostramos dos de las tres maquetas que el artista realizara como anteproyecto todo con el animo de mantener viva la historia del arte de nuestra nación y dejar claro cual es la dimensión de nuestro legado
Estas dos exposiciones enmarcan el CXL Aniversario del Natalicio de Federico Cantú Garza y dan testimonio de la grandeza de nuestro patrimonio y son muestra de la riqueza  de la Escuela Mexicana

Adolfo Cantú
Textos Adolfo Cantú
Colección Cantú Y de Teresa
Arch-CYDT Copyright © 1989-2018


miércoles, 14 de marzo de 2018




Luis Ortiz Monasterio 1906-1990

Llegando a la abstracción geométrica
La escultura de Monasterio da un gran giro a mediados de los 60s 
Primeramente el recibir el premio Nacional de Artes que conlleva a el artista a su  ingreso a la Academia de Artes  que otorga un  reconocimiento tardío a la gran labor escultórica que durante décadas llevara acabo Luis tanto en escultura monumental como escultura de caballete

Esta época le Permite un nuevo giro en el aspecto conceptual de su obra
Monasterio recién esta saliendo de las obras por encargo dedicadas a el IMSS
En las que gentilmente Federico Cantú lo hiciera participe , ambos dos habían desarrollado una serie de obras monumentales con conceptos y temáticas cargadas de Mexicaniada 

Quizá impulsado por el concepto de la serie de cohetes espaciales y dedicando una obra ha este tema , surge una serie de figuras alargadas mismas que combinan formas
Curvilíneas y geométricas . Lo que ahora sabemos es que jamás dará vuelta atrás encaminando su temática cada vez mas a la abstracción

Esta serie de Tótems o figuras erectas son prueba fehaciente de su creatividad misma que jamás cesara y que marcara el inicio de una ultima gran época que terminara con su muerte en 1990

Esta gran carrera geométrica iniciada en el Atelier de San Jerónimo  en la calle de nube 
Solo será dividida por el cambio de atelier a el de Tonatico en Edo de Mexico , donde dejara gran párate de este ultimo testimonio creativo.

Adolfo Cantú
Textos Adolfo Cantú
Copyright © 1989-2018

domingo, 29 de octubre de 2017

Cuando en el verano de 1928 regresa Federico Cantú de 
Esa primera etapa de vida en Paris 1923-1928 Se desvive por narrar los aciertos y desaciertos de su vida como Pintor y Escultor, tanto Luis Ortiz Monasterio y Federico Cantú
Habían transitado dentro del proyecto denominado 
“Escuela al Aire libre de Coyoacán”  fundado y dirigido por Alfredo Ramos Martínez

Pero ahora el fin delos años 20s forjaba el carácter y estilo de Cantú Y Monasterio mientras esos cambios políticos y sociales sacudían el mundo tanto en la educación como en las tendencias y costumbres artísticas que se vivían a destiempo en un nuevo episodio denominado “El Renacimiento de la Escuela Mexicana”  en el cual los mas viejos trataban de fijar el camino del Arte
¡Como si el arte se pudiera condensar en pleno siglo XX en un solo estilo! 




Monasterio por su parte, en ese momento trabajando ya en la docencia despues de haber probado fortuna en USA entre 1925-1926 y convenía un estilo académico el cual le serviría pronto para dar un salto a la modernidad.

De repente entre julio de 1928 y mayo de 1929  un grupo de maestros de la Escuela Mexicana convienen en buscar nueva fortuna en California USA,  Diego y Frida , Siqueiros , Orozco , Ramos Martínez  y por supuesto Cantú a sus 21 años y Monasterio a sus 22 deciden jugar con la posibilidad de nuevo de una buena fortuna en el extranjero.

Quizá una carta de Federico Cantú fechada en marzo de 1929 puede revelar el pensar y la situación vivida por ambos .

-Luz y yo- dice Cantú- nos sentimos solos, nuestros únicos amigos en Los Ángeles California  son los Monasterio y ahora ya no los vemos tan frecuentemente, porque Luis esta trabajando de mesero y cuando tiene tiempo trabaja en la escultura!  

En 1929 Federico Cantú había logrado ya exponer en diferentes galerías además de haber pintado su primer obra mural en una parroquia de Pasadena California, ahora tenia la oportunidad de montar en el invierno una retrospectiva en Exposición Park en Los Ángeles ( a pesar de contar solo con 22 años de edad) , esta muestra seria seguida por la exposición de otro mexicano: José Clemente Orozco en el mismo Museo . Por su parte  Monasterio no había contado con la misma suerte y es que no es lo mismo montar y trasladar liensos que trabajar y devastar bloques escultóricos de piedra.

Sin mas y con miras a nuevas exposiciones en Nueva York, Federico Cantú deja la Ciudad de Los Ángeles para despues trasladarse de nuevo a Paris y no regresar a México por el momento, sin embargo y sumada la mala fortuna del crack bursátil Los Monasterio deciden regresar a México para dedicarse de nuevo a la docencia y la escultura.

Ya en 1935 La Escuela mexicana con la buena fortuna del surgimiento de la Galería de Arte Mexicano comandada por Inés Amor el arte mexicano tendría un nuevo respiro, al grado que Federico Cantú instalaba ahora su nuevo Atelier en Nueva York (1938-1941) y de nuevo la correspondencia de Federico nos permite entrever las realidades entre ambos.

Noviembre de 1938 NY
-Ayer estuve en un coctel platicando con Frida Rivera que pronto se va a Paris con los Breton-
-Estoy tratando de convencer a Monasterio para que se mude a Nueva York, pero no me hace caso, ya le dije que ahora si, aquí hay mucho que hacer!-

Ya en 1938 La brecha económica entre ambos maestros se estaba separando a pasos agigantados 
Si bien las biografías de ambos amigos coincidían, la realidad ahora era otra:  Federico y Luz Cantú que habían tenido su primogénito en esa época (1928-1929) de Los Ángeles California al igual que Luis y Anita Monasterio , ahora se desdibujaba en ambas biografías que habrían tomado en la ultima década diferentes connotaciones, porque a pesar de que Federico y Luis habían crecido separados de la figura paterna y habían crecido en el arte equidistantes a todo lo establecido y habrían surgido ambos “hijos de si mismos” las oportunidades no se habían alineado de la misma manera.

 La diferencia quizá se encontraba en que Monasterio cargaría con su familia pese a todas las carencias y Federico simplemente la encargaría. 
Contaba Luz Fabila de Cantú que Loreley (madre de Federico) le decía cundo Fede nació en mayo de 1929 :
 - “Tienes que comprender que un pintor no puede andar con estos temas de la paternidad, él requiere de la tranquilidad de su taller y modelos para poder crear y triunfar”-


Esta pequeña obra escultórica  de Luis Ortiz Monasterio fechada 1939
Nos refleja varios puntos nunca antes tratados:
.

 Primeramente es un pequeño fragmento de piedra Si bien surge de toda esta historia de lucha constante que se da entre el espíritu y la realidad, apenas un trozo de algún devaste de obra de gran formato , también es muestra de ese estilo DECO que cultivara entre la década de los 30s y 40s  y que apadrinara el proyecto del Monumento a la Revolución de Oliverio Martínez ( como bien lo cuenta Monasterio en el libro dedicado a la GAM publicado en los 80s) , Sin duda esta pequeña obra es el preámbulo de una obra monumental, integrada dentro del complejo escultórico dedicado en 1948 a el monumento a la Madre ; hora parcialmente destruido por el sismo del 2017 y que esperemos se restaure como homenaje póstumo a uno de los grandes escultores que Mexico lego al mundo.

Una obra que refleja la tenacidad de un hombre que a pesar de sus carencias económicas seguiría toda su vida fielmente el camino del arte.


Adolfo Cantú

Art Consultant & Specialist
Textos & acerbos documentales Adolfo Cantú-CYDT



miércoles, 4 de octubre de 2017



  
Recuperando el Patrimonio de 

Luis Ortiz Monasterio 1906-1990

La primera noticia que tuve el dia del temblor fue “el monumento a la madre se colapso”

Hay un eco dentro de mi que me esta suplicando dia a dia “Tenemos que recupera de nuevo a Monasterio”


Recién llegados de Monterrey en 1959 mis padres se instalaron en la Colonia del valle fue ahí en mi temprana juventud y posteriormente en 1969 donde nutrí mi gusto por el arte , podría faltar la comida en abundancia pero la meta siempre fue fomentar y engrandecer el acerbo de arte, por ello Fede, paco y yo nos acostumbramos  e hicimos parte de nuestra biografía ese don que por mucho requiere de una sensibilidad que no se lega.
“Fueron muchas obras maestras” surgidas de la Escuela Mexicana del siglo XX, las que cimentaron la colección de mis padres que según cuenta la leyenda fueron obras regaladas por los propios aristas : Guillermo Meza, Jesús Guerrero Galván, Emilio Rosenblueth, Federico Canessi, Carlos Mérida, Luis Ortiz Monasterio, José L Ruiz, Feliciano Peña, Manuel Echauri, Francisco Zúñiga, Juan Soriano, Frida Kahlo , Luis Ortiz Monasterio  y mis abuelos Luz Fabila y Federico Cantú ,Luz Fabila…… solo por mencionar algunos.

Hoy a mas de dos décadas de la muerte de Monasterio el tema de la recuperación de su obra monumental viene de nuevo a mi vida y es que Monasterio siempre es  parte latente dentro de mi y mi familia , el junto con Anita su esposa migraron a California en 1928 para vivir una época brutalmente dispar junto con mis abuelos Cantú, recordemos que ambos matrimonios tuvieron a su propio primogénito en Los Ángeles y si bien solo Federico Cantú re ingreso a la Escuela de Paris , ambos amigos siempre convivieron y predicaron el mismo propio lenguaje.

En 2006 despues de crear la primera pagina web de la obra de Monasterio  y con la idea de lograr una exposición homenaje del 100 aniversario me solicitarían que recuperara el acerbo documental del propio Monasterio para poder lograr un catalogo póstumo acompañado de una exposición en la Casa Estudio Diego- Frida y dos años despues estaba recuperando mas de un centenar de Esculturas que parecían perdidas,
Junto con una docena de obras de gran formato perdidas en el Seminario de Cultura
Y como no recordar que en 2008 fue el Museo de Linares Nuevo León quien me abrió las puertas para hacer la primera gran exposición de Monasterio.
Recientemente en 2016 ya como miembro del Consejo del Patrimonio de la UANL y como vicepresidente de Maestros y Amigos del salón AC organice la segunda gran muestra de la obra de Monasterio  En el Salón de la Plástica Mexicana, seguida de una breve presentación en Chicago en septiembre del 2016.

Septiembre mes de la devastación;

Recientemente y con la idea de ver como se encontraba el Monumento a la Madre tomo una serie de fotografías , en si  la obra había sufrido un gran deterioro en las ultimas siete décadas , tanto el tipo de basamentos material y contaminación habían ido deteriorando la obra monumental , poca fortuna también tendría la no muy fiel estabilidad que el coloso materno tendría a ser cimentado en fragmentos ajustados a cincel y colados con pegamentos que como hoy vemos no resistirían mas de un sismo

El frontón curvilíneo diseñado por Monasterio no sufrí gran cosa sin embargo de muchos años atrás requiere de un pronta recuperación lo mismo los dos colosos laterales , pero el icono central quedo hecho añicos y aun hoy no veo una voz que reclame su recuperación y quizá es que el grupo de Cultura en Mexico no ve mas allá que el mito de Frida y Diego , y asi en ese orden.

Se puede recuperar la obra? Por supuesto existe la manera ahora hay que sumar recursos y voluntades y no va hacer cosa fácil pues como dice una frase acuñada en el tiempo histórico de nuestra republica “Estamos entrando en el año de Hidalgo” 



Adolfo Cantú
Colección de Arte Cantú Y de Teresa





domingo, 9 de agosto de 2015

A 25 años de su fallecimiento

Luis Ortiz Monasterio 1906-1990


Escultor fecundo de formatos monumentales y de caballete,  Monasterio deja un legado artístico que engrandece nuestro pasado siglo XX.



A 25 años de su fallecimiento , nos toca recordar su legado escultórico en este 2015,

Monasterio fue maestro fundador de la Esmeralda , Del Salón de la Plástica Mexicana , de la Academia de Artes , de donde fue miembro activo. Pero también fue amigo y contemporáneo de  Federico Canessi , Federico Cantú , German Cueto, Oliverio Martínez , Francisco Zúñiga , Rufino Tamayo, Carlos Mérida , Luz Fabila , Gloria Calero ,Diego Rivera , Frida Kahlo , Guerrero Galván , Tamishi Kitagawa , Pablo O'Higgins Antonio Ruiz El Corcito, José L Ruiz , Jean Charlot, por solo nombrar algunos de los grandes de la época….…..

Ortiz , Monasterio surgió de la Academia y trabajo incansablemente como maestro de la talla directa.
También como gran maestro , tendría la fortuna de incluir su obra en todas esas memorables exposiciones internacionales que engrandecerían la Escuela Mexicana de Pintura y Escultura.
En los años 50 ya instalado en su atelier en San Jerónimo en la calle que algún dia llevara su nombre  , inicia la transición a la escultura abstracta y geométrica , de ahí las primeras estelas en piedra , chatarra y bronce , concreto y madera.

Su obra Monumental es toda una composición arquitectónica y escultórica , recordemos la Fuente de Nezahualcóyotl en Chapultepec, o el monumento a la Madre y los relieves de la Escuela Nacional de Maestros y del Centro Cultural del Bosque ,  la escultura de  Las columnas del Centro Medico siglo XXI , la Plaza Cívica de la Unidad Independencia, los Relieves Aztecas en Oaxtepec.
Con el titulo de Modernidad y Vanguardia
El Salón de la Plástica tiene el honor de rendir un tributo a Luis Ortiz Monasterio en este Salón de Escultura 2015.  montando una sala como recuerdo al legado escultórico de este gran maestro.

Adolfo Cantú
Colección de Arte Cantú Y de Teresa